De la Gestión del Talento al Coaching

“Cubrir el vacío existente entre donde una persona está ahora y donde se desea estar”. Ésta es la definición, amén de las herramientas y procesos de entrenamiento que implica, que ofrece sobre el Coaching la AsociaciónOLYMPUS DIGITAL CAMERA Nacional que agrupa a los profesionales del sector y se dedica a difundir las bondades de sus prácticas. El desarrollo personal y profesional mediante el cultivo de la confianza en uno mismo y el conocimiento pleno de las capacidades propias son las claves de un concepto, una técnica, una disciplina o una corriente metodológica que gana adeptos. Y lo hace de forma heterogénea, en la empresa, en el ámbito privado y hasta en el político; “Un modo de ser y un modo de hacer cotidianamente”, según la ASESCO.

Se trata, en realidad, de una búsqueda para la mejora del rendimiento, ampliando los horizontes personales en las relaciones sociales, en la productividad laboral y en la consecución de metas. Es, más que un “¿Por qué?”, un “¿Por qué no? Dicen algunos que su origen está en la mauyética, método creado por Sócrates en la antigua Grecia para promover el diálogo entre sus discípulos como camino hacia el conocimiento. Otros, que fue el americano Timothy Gallwey, entrenador deportivo que allá por los 70 creó lo que se conoce como “The Inner Game”, una metodología que, aunque nacida en el deporte, se expandió hasta el entrenamiento para la excelencia personal. Pero el nacimiento del “Coaching” como el concepto que conocemos hoy se atribuye más a Thomas J. Leonard, responsable de su adaptación para un uso más generalista, y hoy considerado una eminencia.

Gestionar adecuadamente emociones y objetivos en la vida personal y profesional es algo que atrae cada más a las empresas y a sus ejecutivos. Mejorar la eficacia laboral, prevenir el fracaso, gestionar el tiempo y el personal, motivar a los trabajadores, resolver problemas internos o externos que afecten a su rendimiento, afrontar nuevos proyectos y desafíos, optimizar los resultados de la empresa… son los objetivos que se leen en los programas de Coach que, cada vez más empresas que afloran en el sector, ofrecen al tejido productivo. Pero esto no es nuevo en Extremadura. Ya en 2004, la Fundación para el Desarrollo de la Ciencia y la Tecnología (FUNDECYT, organismo hoy fusionado con el Parque Científico y Tecnológico de Extremadura dando como entidad resultante la actual FUNDECYT-PCTEx), puso en marcha el “Centro de Excelencia: Academia del Talento”, con el fin de guiar a los directivos extremeños en la búsqueda de soluciones relacionadas con el talento. En total se celebraron más de cuarenta talleres con lo más florido del panorama nacional en materia de gestión de talento. Aunque se planteó inicialmente como una única edición de diez sesiones formativas dirigidas a PYMES, el interés mostrado por los empresarios extremeños en aquel entonces en una nueva tendencia que hablaba de liderazgo, de clima o ambiente y relaciones de trabajo o de salario emocional, hizo que el proyecto cuadriplicara su oferta de talleres y se prolongara hasta cuatro ediciones durante tres años. Fue para muchos el verdadero arranque del movimiento “Coach” en la Región. Sirvió, desde luego, para poner de relieve el talento con el que contaban muchas organizaciones extremeñas, y para tomar conciencia de la necesidad de no sólo valorarlo, sino retenerlo.

Y el entorno académico no se quedó atrás. Hasta 2011, la Universidad de Extremadura lideró otro proyecto relacionado con el “Coaching” de envergadura internacional. Conocido como “U-COACH”, fue en su momento reconocido por la OAPEE, el Organismo Autónomo Programas Educativos Europeos, como buena práctica europea, gracias al trabajo desarrollado por la Universidad de Extremadura, FUNDECYT-PCTEx, y diversos socios europeos procedentes de Malta,  Irlanda, Eslovenia, Italia, Holanda y Rumanía. Consistió en el desarrollo de herramientas de gestión a directivos, empresarios y cuadros de mando de las PYMES europeas para la mejora de su competitividad, y debió hacerse bien;  porque los resultados del trabajo desarrollado en Extremadura se han transferido a varias universidades turcas tras el éxito de la iniciativa. A primeros del pasado 2015 técnicos de la Fundación gestora del Parque Científico y Tecnológico de Extremadura se desplazaron hasta la ciudad de Samsun, en Turquía, para trabajar y coordinar  la transferencia de los resultados del proyecto bajo el amparo de una iniciativa denominada “5 Point Project”, un consorcio formado por FUNDECYT-PCTEX, cuatro universidades de Turquía, la universidad de Tampere (Finlandia), la universidad de Riga y una consultora privada de Hungría.

Existen hoy proyectos vivos que se están desarrollando en la región para aquellos que quieran explorar los límites de sus capacidades, o simplemente acercarse al concepto de “Coaching”. El citado proyecto “5 Points”, aún en desarrollo, trabaja para promover una nueva forma de “dirigir”, en un contexto social y económico donde se exigen nuevos perfiles directivos con habilidades propias de coaching de equipos. A lo largo de este mes organizan un evento sobre la materia en las instalaciones del PCTEx. Además, se pueden consultar con la Fundación los avances del proyecto y aspectos como referencias de “Coaching” en la región, o qué puede hacer por la empresa.

Revista Viceversa nº71